Los Elementos en el Jardín Zen…





Por Diseñador de Jardines Estilo Japonés Alberto Carballo Bonini

¿Querés conocer el simbolismo en el jardín zen?  Una forma de entender los beneficios que puede traer a tus espacios este tipo de paisajismo…

Primera parte

Existe una máxima que dice que todo elemento dentro del jardín japonés estilo zen tiene un simbolismo y una función, así que si lo que buscas es dotar de sentido y disfrutar más de tu jardín zen debes procurar conocer más a fondo el significado detrás de cada planta, roca o escultura.

“La imaginación es parte de la diversión en el jardín japonés.”  Aseguraba un japonés  muy  apasionado en este tema que conocí, y por obvias razones ellos reconocen que el saber de antemano estos significados hará  que el disfrute de contemplar un jardín sea mayor.

En el jardín zen siempre vas a encontrar 3 elementos indispensables en la composición que son: las rocas, los árboles y el agua, esta última puede estar representada física o simbólicamente.

Las rocas representan islas rodeadas de un mar o incluso montañas rodeadas de la niebla, y su función es escultórica, tal como si fueran estatuas en un jardín e incluso para los japoneses antiguos las piedras contenían el espiritus de los Dioses. Recordemos que Japón es un conjunto de islas(archipiélago) de ahí la importancia geográfica de las rocas en la composición del jardín.

La grava de color blanco, generalmente,  a la cual se le ha peinado diferentes patrones en forma de anillos representa las ondas del mar o simulan las ondas del agua generadas por la  caída de una gota en un estanque.  La función de la grava color blanco era marcar lugares sagrados para ellos, normalmente lo hacían en los bosques.

Otra cosa que llama mucho la atención cuando ves  un jardín zen es el espacio “vacío”.  Los jardines secos se originaron en el periodo Muromachi (13363-1573) y son una expresión física de las ideas sobre el vacío de la filosofía del budismo zen;  éste es un elemento clave en el diseño de los jardines estilo zen.  Sin  el vacío no  existe o no se puede tener algo.  Los espacios vacíos en el diseño del jardín zen tienen la función estética de dar equilibrio a la composición.

 Los números impares en las rocas,  árboles y demás elementos es una de las principales reglas de diseño, y viene de la antigua creencia de la buena suerte de utilizar estos números 1,3,5,7, principalmente, razón por lo cual, no es raro ver agrupaciones de rocas con estas cantidades dentro del jardín zen, con el fin de generar asimetría en la composición. Hay que evitar números pares, para evitar el “infortunio” que puede venir a tu casa, al utilizar por ejemplo una agrupación de 4 piedras, ya que la palabra 4(四) en japonés pronunciado  (shi),   se pronuncia igual que la palabra muerte  (死) en el mismo idioma, algo en definitiva a tener en cuenta ¿no crees?

No te perdás mi próximo artículo, en donde te contaré más sobre la simbología, para que lo tomés en cuenta a la hora de realizar uno en tu hogar, oficina o comercio, porque éstos siempre serán una muy buena idea en cualquier espacio.

Alberto Carballo Bonini

Deja un comentario